Las mujeres ya no son esclavas del agua.