La Saga Crepúsculo: Amanecer, Parte I: The Movie.

Escrito en alice el noviembre 18, 2011

No sé si cachan estas películas del Crepúsculo, pero si hay niñitas en el cine, gritan. La dura, estas películas hacen gritar a las niñitas más que una montaña rusa, el fuego y/o una tarántula en el postre. El otro día fui a la Avant-Premiere y todavía tengo un pito en el oído de tanto grito, y todos los perros ladrando porque creían que iba a temblar.

Las Crepúsculo se tratan de unos vampiros que no les hace daño el sol, y de unos hombres lobos que se transforman cuando quieren y la luna llena da lo mismo. Como el sol y la luna son tan importantes, todas las películas tienen títulos astronómicos: Crepúsculo, Luna Llena, Eclipse, Cacha la Luna Roja, Nublado Variando a Parcial, Abochornao, etc. y lo más importante es que un vampiro y un hombre lobo se enamoran de una minoca con cara de nada llamada Bella que tiene heavy cara de vela y es la hija del candelabro francés de La Bella y la Bestia. El vampiro es un compadre que anda siempre con penita y tiene la cara blanca de Pimpón y las mechas tiesas de Robotech, así que es conocido en todo el mundo como Pimpotech.

Y para que entiendan mejor lo que pasa en estas películas, aquí está mi resumen de las anteriores:

Crepúsculo (la uno): Vela llegaba al colegio en Algarrobo y estaba toda taimada porque no le gusta nada. Ahí conoce a Pimpotech, un compañero que en verdad es un vampiro de trescientos años que todavía no termina cuarto medio porque es más flojo que Jabba, así que anda amurrado igual que la comadre. Después Pimpotech invita a Vela al bosque y cuando ella lo ve brillando como bola disco cuando se expone al sol lo cacha que es vampiro (duh) y deciden pololear porque con la diferencia de edad no tienen tema de conversación. También aparece el Hombre Lobo Pascuense y como Vela es tan carismática, el compadre se enamora de ella también. Al final llegan unos vampiros malos que se quieren comer a Vela y Pimpotech los mata, etc.

Crepúsculo 2: Salió la Luna: Esta vez Vela está de cumpleaños así que está toda la película amurrada. Queda la grande además cuando los vampiros deciden celebrarle el cumpleaños, porque la comadre se corta el dedo abriendo un regalo (torpe) y uno de los vampiros se le tira encima porque le baja el hambre de una y no puede aguantarse, igual que yo cuando veo pizza. Es tan traumático todo que Pimpotech decide terminar con Vela e irse a Italia a turistear, porque la ama. Mientras tanto, el Hombre Lobo Pascuense sacó los medios músculos y se jotea a Vela, y ella se quiere suicidar porque no soporta ser tan infeliz. Al final Pimpotech le pide matrimonio a Vela, porque la edad lo ha hecho saber muy bien lo que quiere en la vida.

Crepúsculo 3: El Eclipse: Acá queda la grande porque pelean los vampiros malos vs los vampiros buenos vs los hombres lobo. No sale La Momia ni Frankenstein, pero igual. El Hombre Lobo Pascuense sigue joteándose a Vela y Pimpotech se amurra porque el otro anda más bronceado. Vela también se amurra porque no llegaron La Momia ni Frankenstein a la pelea. Al final le cortan la cabeza a una comadre y uno queda para dentro. Nunca hay un eclipse eso sí (spoiler).

En resumen: Tenía la cabeza llena de preguntas y quería puro ver El Crepúsculo 4: Amanecer: Parte 1: The movie. ¿Por qué se amurraría Pimpotech esta vez? ¿Estaría Van Helsing invitado al matrimonio? ¿Blade por último? Bueno ya: Buffy. ¿Pondrían Rafaela Carrá en la fiestonga? ¿Alguien haría trencito? ¿Habría alguna abuelita haciendo el shufflin’ de LMFAO?

Amanecer parte con todos los atados del matri. La Vela está amurrada porque no le gustan sus zapatos y el Pimpotech anda todo triste mirando el horizonte porque por fin se va a unir para siempre a la mujer que ama. Los más felices con el matrimonio son lejos los parientes del novio, que por fin tienen algo que hacer. Decoran todo el bosque con cintintas y globos y preparan las prietas para el cóctel. El Hombre Lobo Pascuense está tan picado que se saca la polera y se transforma en un efecto especial moderno para correr por el bosque y aullar (mamasán), y así. En el cine no vuela una mosca con el drama.

En la ceremonia están TODOS vestidos de blanco y es horrible porque parece marcha de Bombos Fica, linchamiento del Ku Klux Klan y/o carrete Sensation White y no sé cuál de esas tres cosas es más penca. Más encima aparecen los vampiros malos que son unos de pelo largo que hablan en cámara lenta porque tienen anemia igual que las rubias de El Señor de los Anillos que vivían en el bosque, y arruinan la boda porque a) los matan a todos y b) no estaban invitados. Todo mal. Más encima hacen una pila con los muertos y ponen a los novios arriba, y parece torta de novios merengue frambuesa, pero asquerosa. Claro que ahí Vela despierta y uno cacha que es un sueño, y uno comprende que lo que mortifica a la comadre es que a la fiesta lleguen colados.

No les quiero contar mucho qué pasa, porque seguro las fanáticas quieren vivir todas las sorpresas de la trama y se han leído el libro siete veces no más, pero déjenme decirles que en esta cuestión pasan cosas muy CUÁTICAS. En el matrimonio todo el mundo lo pasa chancho menos Vela y Pimpotech, que tienen que sufrir porque la historia es de amor. Incluso aparece el Hombre Lobo Pascuense que está todo celoso, pero la Vela lo abraza igual y le dice que es su mejor amigo, y el otro como es perrito tiene que asumir no más su naturaleza.

Después se van a la media Luna de Miel en Brasil donde el Cristo ese los recibe con los brazos abiertos y se van a una isla desierta que tiene un caminito de velas y la media playa paradisíaca para ellos solos por lo que Pimpotech obviamente sigue triste y achacado. Cuento corto: Vela queda embarazada y como la guagua es mitad vampira, mitad triste, todos se preocupan y la cuidan. Los hombres lobos quieren matar a la guagua porque cuando nazca va a ser muy peligrosa porque tendrá todo el poder de un recién nacido, y la pobre Vela empieza a sufrir porque le dan antojos muy raros y cuando quiere comer golosinas pide que le lleven a un gordito diabético. La guagua crece a súper velocidad además, y todos preocupados, sobre todo Pimpotech que recibe el milagro de la vida achacándose en un rincón.

Qué quieren que les diga, cabros, esta película es una obra maestra charcha  y dan ganas de hacerle una ovación de pie pifiándola (produce sentimientos contradictorios). Lo que pasa durante el parto además es verlo para creerlo, aunque los peliculastas podrían haber sido más carnazas y haber mostrado algo más que las caras de los personajes mientras pasaba todo, en mi opinión. Hay harta escena de pelea entre los hombres lobos de animación computarizada digital y en alguna de esas peleas se meten los vampiros también, pero no son tan buenas como las peleas de Eclipse. Lo que más importa en esta película es el amor en todo caso, no la violencia, así que vayan para ver las escenas románticas entre Pimpotech y Vela, o entre el Hombre Lobo Pascuense y una Guagua (lo juro sobre la tumba de mi Primo Feto).

No sé si esta es mi favorita de todas las Crepúsculo (porque me reí más en las otras) pero diría que esta es una de las mejores de la saga. Eso no significa nada, pero ya saben las fanáticas. Mis escenas favoritas fueron la de la boda porque la encontré bonita y pusieron una canción que me gusta (aaw), y la escena del parto, porque nunca había visto en una película una escena donde el papá de la guagua le hiciera a la mamá lo que el Pimpotech le hace a la Vela. Generalmente es puro “Push, push” y la mamá poniendo cara de Activia, pero acá no. Ya van a ver.

En resumen, si son fanáticas da lo mismo lo que yo diga porque seguramente ya la han visto tres veces y cuando tengan un hijo le van a poner Amanecer Parte I. Si no son fanáticos y puro les gusta reírse de la película, esta TIENEN que verla aunque se van a reír menos que antes, porque lamentablemente tiene menos cosas charcha. Pero se van a sorprender, eso seguro. Lo otro: Como es la “Parte I” esta película tiene final abrupto y uno queda metido y con ganas de saber qué va a pasar después, y en mi opinión los finales abruptos nunca me han gustado, y son lo peor. Cien millones quince mil trescientas estrellas, chao.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=3mxfsorMW8w[/youtube]