Mi perfil
Regístrate con
- ó -
Recuperar contraseña
Parejas: Facebook no es el enemigo

Parejas: Facebook no es el enemigo

01-02-2011
El viernes se casaron dos amigos. Felices, muy seguros de su relación y contentos por lo que vendrá. Postearon fotos, las compartieron con sus amigos, ahora se van de luna de miel y vuelven pronto para armar su nueva casa. Se conocieron hace un par de años en un foro online. Recientemente se publicó una

El viernes se casaron dos amigos. Felices, muy seguros de su relación y contentos por lo que vendrá. Postearon fotos, las compartieron con sus amigos, ahora se van de luna de miel y vuelven pronto para armar su nueva casa.

Se conocieron hace un par de años en un foro online.

Recientemente se publicó una cifra, en apariencia, devastadora: Facebook es apuntado como el responsable de 28 millones de rupturas amorosas en el mundo. En Inglaterra y Estados Unidos, se le nombra como causa de divorcio en 1 de 5 casos. Así, se sigue alimentando el estigma de la volatilidad, desconfianza o “lado oscuro” de las redes sociales al momento de entablar relaciones, como si dichas herramientas fueran motores automáticos un tanto diabólicos y los responsables no fuésemos nosotros, los usuarios, humanos.

El caso de mis amigos no es aislado. Tengo la suerte de conocer de cerca a muchos casos exitosos de parejas formadas en la virtualidad. ICQ, My Space, chats, foros, Facebook, Twitter… La fácil accesibilidad y globalidad de Internet permitió que los lazos sociales alcanzaran límites insospechados, que pudieras conversar con personas a kilómetros de distancia, y, obviamente, que muchos encontraran a sus almas gemelas a través de la pantalla. Era una evolución esperable (¡y genial!) de las nuevas tecnologías de la comunicación.

Y con esto no quito verdad o mérito a esos 28 millones de rupturas: sólo me pregunto si alguna universidad o instituto ya estará realizando el estudio opuesto, el de parejas estables formadas al calor de las redes sociales. Un sondeo sobre lo positivo, sobre los beneficios. Me atrevería a lanzar un número muy parecido que equipararía a las separaciones. O quizá las superaría.

Facebook es, sin duda, una herramienta que ha sido utilizada con efectividad para descubrir infidelidades y engaños, pero dudo que sea la causa de los engaños. Tampoco es la causa de las relaciones exitosas: puede crear oportunidades, pero en uno está tomarlas o no. El que quiera engañar a su pareja o ya no está contento con su relación, será infiel con o sin redes sociales; Facebook, un chat o red similar sólo se convierte en la gota que rebalsa el vaso. Expone el quiebre que ya existe, que deberíamos poder ver offline. Que sea un lugar privilegiado para “tentarse” con otras personas no es excusa; puedes obsesionarte con alguien en la universidad, en el metro, en la calle. Internet es sólo un escenario más.

Un “me gusta” sospechoso en un perfil ajeno o una foto taggeada sin tu consentimiento es el equivalente a la marca de rouge en la camisa de antaño. Seguimos siendo los mismos, las razones siempre están en la “realidad”. Facebook no es el enemigo: es la rutina, la apatía, el desencanto. Mantengamos cierta dignidad y mirémonos el ombligo primero: ad portas de una ruptura, no le echemos la culpa al empedrado.

    ¿Terminaste alguna relación por culpa de Facebook? O, por el contrario, ¿te ayudó alguna red social a encontrar al “amor de tu vida”?

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente
por Juan Venegas
Facebook ayuda a la infedelidad...? Yo digo que SI. Atravez de esta plataforma "virtual" uno puede ser mas osado, mas directo y a atreverse, a lo que no nos atrevemos en persona, por timides o rechazo... Ademas que ayuda a los encuentros con esa persona que dejaste de ver hace años por motivos diversos. Y se reaviva la llama de la pasión que se dejo... Conocí a una mujer que se reencontro con una antiguo amigo del colegio, gracias a face, ella estaba casada, termino y se fue a vivir con este tipo, y de una, el hijo... Asi de rapido... En fin, FACEBOOK, si ayuda...
por bicho maldito
Sí y no. Estoy muy de acuerdo en que no debemos satanizar a una red social o atribuirle una personalidad (como sucede entre quienes creen que "La TV corrompe"), como bien dices, Fran. Sin embargo, es curioso que Facebook, específicamente más que otros medios o redes sociales tecnológicas mucho menos recientes (chat, MSN, GTalk) sea apuntado como la gran amenaza - o el tiro de gracia - para una relación sentimental (no sería malo que algún estudiante de psicología o sociología lo tome como tesis de grado). Y desde mi punto de vista, lo diferencial tiene que ver con que Facebook genera un lazo más "estrecho" entre personas, al tiempo que conecta a tu pareja con lo que estás haciendo. El "follower" de Twitter sabe y acepta que no existe más relación con quién sigue que la info revelada por este último en su timeline. En cambio en Facebook la concesión de permiso ("aceptar solicitud de amistad") otorga a ambas partes la posibilidad de explorar mutuamente el mundo personal de c/u (opiniones, intereses, fotografías, etc). Por eso es que muchos no dejamos que cualquiera se nos una en Facebook. Esto produce algo que tal vez nunca pensó Zuckerberg: el fisgoneo, que alguien "recorra tu mundo privado" sin que sepas cómo, cuándo y cuánto. Y a esto debemos sumar el hecho de que al agregar a una mujer a nuestros contactos, mi polola se entera de inmediato (porque está entre tus contactos, ergo recibe una notificación), y en determinadas circunstancias puede enterarse de cada cosa que comento en el muro o en una fotografía de esta nueva mujer. Dependiendo de lo que uno comente o de la susceptibilidad de mi pareja, existe buena chance de que eso produzca celos, y los celos conduzcan a discusiones o quiebre. En suma, yo no condenaría a Facebook, pero tampoco lo subestimaría.
por Pley
Fran, encontré excelente tu comentario sobre el lado positivo de las redes, puesto que constantemente es dejado de lado en las encuestas. De hecho, entre mi grupo de amigos y conocidos he visto como las redes sociales han fortalecido amistades, generado oportunidades reales de trabajo y como mencionas, posibilidades de formar relaciones estables y duraderas. Sin embargo, quería escribirte, pues vi el video que me sale al clickear, poco y nada tiene que ver con el tema en discusión. El video habla del robo de imágenes, el mal uso que le dan terceros y de la necesidad de restringir/proteger las mismas. En ningún caso, alude a una "pareja que se conoció por medio de Facebook, se casaron y ahora viven su cuento de hadas". Échale una mirada, tal vez hubo un problema con el link... Esop. Nos vemos pronto! pley PD: Personalmente, no me canso de reiterar los grandes (pocos, pero importantes) amigos que he hecho vía internet. Amigos que partieron en la virtualidad y hoy traspasaron esa barrera. Digamos que veo el potencial que nos brinda por sobre la malicia.
por Clau
Aps y me gusto esta frase "Puede crear oportunidades, pero en uno está tomarlas o no" en todo ambito de la vida pasa eso, y uno aveces se amermela hechandole la culpa a las redes sociales, siendo que es la persona quien elige si tomar o no la oportunidad, saludos!
por Clau
Toda la razon!! me gusto tu comentario, a mi no me gustan mucho las redes sociales quizas por lo mismo, un poco de inseguridad de mi parte, pero como lo planteaste lo encuentro tan logico, yo tb he pensado que si te quieren ser infieles lo seran con o sin internet, en la micro, en el trabajo, en realidad en cualquier lugar, el hecho es si la relacion es una relacion basada en la sinceridad, comunicacion, etc, pucha que me gusto tu comentario me ayudo a entender hartas cosas que ahora me hacen sentido. Yo conoci a mi ex pareja que ahora es mi amigo por badoo, tuvimos una relacion maravillosa, la verdad que viendolo de ese punto de vista, quizas sin internet hubiese sido dificil conocerlo de otra forma o quizas nunca hubiese pasado, o tal vez si, quien sabe? Un abrazo y bendiciones