¡Salió humo blanco! La UE al fin aprueba el cargador universal para móviles

Escrito en cargador de móviles el marzo 25, 2014

Pocos días atrás, la Unión Europea aprobó una importante regulación legal que afecta a toda la industria tecnológica: la obligación por parte de los fabricantes de dispositivos móviles para que diseñen sus productos con una entrada para cargador de energía universal, es decir, que el mismo transformador y cable sirva para darle corriente a cualquier teléfono o tableta.

Tal y como suena, el impacto más inmediato de esta medida legal es que los usuarios ya no tendrán que adquirir un cargador diferente según el modelo de su equipo, permitiendo pedir prestados cargadores en cualquier lugar ya que en teoría, todos servirán.

Y es que a pesar de que últimamente ha habido un consenso en la industria y el estándar micro USB se implementa en muchísimos móviles (incluyendo modelos de smartphone LG), hay empresas que insisten en integrar cargadores propios, navegando contra la corriente.

Los problemas que se resolverán

Como ya se mencionó, el beneficio más evidente de la medida va por el lado del consumidor, quien no tendrá que complicarse más por el asunto de la compatibilidad de cargador entre equipos de diferentes fabricantes. Pero hay más.

La Unión Europea empujó esta medida motivada por su preocupación por el medio ambiente, ya que el uso de cargadores que sirven para todos los equipos resulta en una mayor reutilización de los mismos y por ende, una generación menor de desechos electrónicos que son tóxicos y resultan muy difíciles de eliminar a largo plazo.

Y es que se calcula en 51.000 toneladas los desechos de este tipo son generados cada año, siendo el ahorro por este concepto un impacto muy positivo hacia el cuidado del medio ambiente y la naturaleza.

Además, otro beneficio podría suponer la reducción de costo de los aparatos para los consumidores, ya que algunas compañías podrían optar por vender sus teléfonos sin un cargador adjunto en la caja, asumiendo que el comprador ya posee uno en casa que desea reutilizar.

Suena bien… ¿cuándo y cómo?

Lo que ocurrió pocos días atrás fue la luz verde por parte del Parlamento Europeo a la iniciativa del Ejecutivo, la que en el transcurso de las próximas semanas tendrá que ser aprobada por el Consejo Europeo para su total finalización.

Pero una vez hecho esto último y pese a que se da por hecha la aprobación del Consejo, habrá que esperar tres años antes que la regulación se aplique completamente y comience a fiscalizarse, ya que se otorgará este período de gracia para que los fabricantes de dispositivos móviles se adapten a la exigencia y nueva normativa.

Por otro lado, la medida obligará sólo a los fabricantes que vendan sus equipos en territorio europeo, no existiendo obligación legal para que los equipos en otras zonas del planeta se vendan con cargador universal. Pero como se espera un re-diseño por parte de las grandes empresas de sus productos, seguramente la medida afectará a todo el mundo. Aunque eso está por verse.

¿Cuál será el cargador universal?

Finalmente, interesa saber cómo será el famoso “cargador univesal”. Si bien en la actualidad el micro USB es casi el estándar de la industria, resulta que la Unión Europea aún no define cuál será el tipo de cargador universal que se implementará una vez que se de cumplimiento a la legislación.

Y es que dicha tecnología, especialmente en tres años más, será considerada como obsoleta y poco eficiente para una misión tan grande, por lo que también queda por delante la misión de establecer cuál será el estándar que se obligará a los fabricantes a incluir en sus dispositivos.

Así que aún hay muchas tareas pendientes y un buen margen de tiempo antes de cantar victoria, pero lo más importante ya está decidido y se espera que más temprano que tarde, la industria de la telefonía móvil de un importante giro hacia el lado del cuidado medioambiental.