¿Qué son las redes 5G?

Escrito en 5G el junio 13, 2014

Por Cristóbal Cartes

En nuestro país, solo hace algunos meses se empezó a implementar masivamente la tecnología del 4G, que permite subir notoriamente la velocidad con la que transmitimos y recibimos datos en nuestros equipos móviles. Sin embargo, en el mundo ya se empieza a probar con la siguiente generación: el 5G, que empezará a marcar el camino para la tecnología en los próximos años.

Como en Chile, aún nos estamos acostumbrando a las nuevas normas, no tenemos asimilado a qué punto podría llegar lo nuevo. Las futuras redes de datos serán ultra-rápidas y con velocidades de 10 Gbps para el cualquier usuario. Aproximadamente unas diez veces más veloces que esas conexiones de fibra óptica que las que Google tiene en EEUU.

Puede sonar algo exagerado, aunque piensen que en el futuro podríamos hacer incluso Streaming de vídeo 4K y tener decenas de dispositivos conectados en el hogar. Las redes 5G serán lo suficientemente inteligentes para asignar un ancho de banda especial y adecuada a cada aparato electrónico que uses. Además, su capacidad será tan específica que podrás usar sin problemas los juegos multiplayer, evitando el riesgo de que la red se caiga o se quede paralizada.

Hasta ahora, el panorama es espectacular pero la mala noticia es que aún falta mucho por tenerlas. Piensen que en los lugares avanzados, como Japón o Europa, recién se están haciendo las primeras pruebas en antenas con prototipos específicos. Es decir, los proyectos aún están en pañales. Se dice que recién para el año 2020 podría estar en los países más desarrollados.

No hay que frustrarse tampoco, ya que el 5G es una realidad. Puede que se modifique, pero lo que te contamos es lo que ya está avanzado y confirmado. Las principales empresas de telecomunicaciones ya se aliaron para probar ondas de frecuencias más altas que las actuales.

La última pregunta que nos queda sería saber qué viene después de esta generación. La idea de muchos es que una vez llegados a este punto ya no se siga utilizando el sistema de “generaciones” (es decir, no habría un 6G), sino que se mejoraría constantemente el rendimiento del sistema actual, evitado cambios costosos en la infraestructura o normas, como pasa actualmente en todos los países.

Fuente: Tecnonauta