Mi perfil
Regístrate con
- ó -
Recuperar contraseña
2015-12-23-2817MQ7340

Seabin, el “basurero” marino que busca dar un salto en 2018

09-03-2018
Cada Seanbin puede sacar 1,5 toneladas de basura del mar cada año.

2015-12-23-2817MQ7340

Hace unos años, un par de surfers australianos se dieron a conocer gracias a un ingenioso invento que limpiaba el agua del mar de desechos como botellas, bolsas de papel y otros plásticos que flotan.  De hecho, les hablamos de este proyecto, Seabin, en 2016. Un par de años han pasado y el proyecto sigue creciendo, teniendo como objetivo para este año no solo llegar al mercado global, sino también tener una “patita” sin fines de lucro.

El “basurero” marino

Aunque el diseño y tecnología se ha refinado, su funcionamiento hoy es fiel a la idea original.  La unidad de Seabin se mueve hacia arriba y hacia abajo con la marea recolectando todos los desechos flotantes. El agua “cae” hacia dentro del cubo gracias a la fuerza de succión del aparato, que está conectado a fuente eléctrica externa. El agua luego se bombea de vuelta dejando basura y restos atrapados en la bolsa. Aceites también pueden ser extraídos mediante este sistema.

Aquí un video de Seabin en funcionamiento:

Sus creadores han promovido su uso, especialmente, en lugares como puertos o muelles, donde su presencia puede ser “camuflada” en el ambiente de mejor forma, y donde también hay mucha basura por el tráfico de peatones. Ellos estiman que cada Seanbin puede sacar 1,5 toneladas de basura del mar cada año.

Gracias a una exitosa campaña de crowdsourcing en 2015 y 2016, los australianos han podido mejorar el sistema y llevarlo a una decena de lugares donde medir su impacto. Pero este año, los emprendedores han fijado objetivos que podrían llevar el proyecto mucho más lejos.

2018, el año de Seabin

“Seabin ha dirigido la atención de millones de personas al desastre ambiental que es el estado de nuestros océanos, y la gente se ha sumado a nuestra tecnología y visión muy rápidamente”, señaló recientemente Pete Ceglinski, uno de los fundadores. “2018 será un gran año en términos de nuevas tecnologías, avances de productos, nuestros programas de educación y ciencia. Con trabajo arduo, veremos instalaciones de Seabin a gran escala en toda Australia”.

Actualmente, Seabin está buscando extender su proyecto de 3 distintas formas. Por un lado, piensan lanzar un programa de recolección de datos, donde se prestarán Seabins a ONGs, a cambio de recibir datos y mediciones que permitan ajustar el producto. “Será un gran logro contar con datos sólidos provenientes de todo el mundo, de modo que podamos convertir eso en datos básicos para un impacto cuantificable”, añade Ceglinski.

Además, piensan apoyar a comunidades locales que requieran de un Seabin mediante un kit de crowdsourcing. Esto significa trabajo comunitario en terreno para educar y guiar a los pobladores que luego podrán realizar sus propias campañas de crowdsourcing para costear una unidad.

yysw191505

Por último, Seabin busca abrir una fundación sin fines de lucro que les permita acceder a fondos públicos y así aumentar el rango e impacto de sus actividades educativas.

“La educación es prevención y ese es el verdadero objetivo. Nuestra estrategia es abordar el problema con una solución completa a través de actividades de Tecnología, Educación, Ciencia y Comunidad. Una vez que la gente ve la cantidad de desechos que un Seabin puede extraer de un pequeño puerto, repiensan la forma en que tiran sus desperdicios. Nuestro sueño es vivir algún día en un mundo donde Seabin no sea necesario“, concluye Ceglinski.

¿Qué otro invento o proyecto que limpia el agua del mar conoces?

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente