Pero aún es invisible a nuestros ojos.