Por Daniel Villalobos  Quizás no sea tan fácil como...