Al cabo, se dio el escenario soñado que...