Mi perfil
Regístrate con
- ó -
Recuperar contraseña
tech

El futuro (tech) es femenino

10-10-2018
En el 2019, en Latinoamérica habrá cerca de 450.000 vacantes para profesionales del sector tecnológico y el riesgo es que no exista suficiente mano de obra capacitada. Ahí entran iniciativas como Laboratoria, un emprendimiento social con visión de presente y futuro, que aprovecha la contingencia para integrar más mujeres en el área, de paso mejorar su calidad de vida y posicionarlas al frente de la revolución tech.

tech

La frase The Future is Female (“El futuro es femenino/es de mujeres”) está muy de moda y seguro ya la han visto en post motivacionales en Instagram o en poleras estampadas. Tiene muchísimos significados y matices, pero quedándonos sólo en la materia que nos convoca, adquiere más fuerza: según un estudio de Cisco, para el 2019 se necesitarán cerca de 450 mil profesionales del sector tecnológico en Latinoamérica, y todas las proyecciones arrojan que no habrá suficiente mano de obra capacitada para ese entonces. Pero hay una luz de esperanza: las mujeres.

La participación femenina en dicho sector llega con suerte al 10% en LatAm, y específicamente en Chile anda cerca del 5%, pero si vemos el vaso medio lleno, esos paupérrimos porcentajes revelan un potencial gigante de crecimiento que puede afectar positivamente a todo el sector en su conjunto en los años venideros. Es cierto: durante el 2017, apenas un 1,64% de mujeres en el país postularon a trabajos en tecnología, sistemas y telecomunicaciones, y si bien los argumentos se centran en las distintas barreras –prejuicios y discriminación hacia la mano de obra femenina en terrenos históricamente masculinos–, hay una en específico que puede ser fácil y valiosa de sortear: la formativa. Una de las razones fundamentales por las que tan pocas mujeres postulan a trabajos en TICs es porque hay muy pocas técnicamente formadas, y mientras seamos un puñado postulando a esos trabajos, más difícil será avanzar hacia la equidad y hacia el desarrollo sostenido del área que necesita más mentes preparadas en nuestro continente. Ahí entra Laboratoria.

Nació el 2014 y, tal como lo dice su sitio oficial, ofrecen a las mujeres “una carrera en tecnología que transforme su futuro y su vida”. Porque no es una universidad, es un emprendimiento social que forma Programadoras. Recluta a mujeres –el requisito, en realidad, es “identificarte como mujer”, lo que abre la oportunidad a mujeres trans– mayores de 18 años que nunca hayan accedido a educación superior por razones académicas o económicas, y no se pide ningún tipo de conocimiento en programación al ingresar. Las alumnas parten desde cero en un entrenamiento intensivo que dura seis meses (el llamado bootcamp), donde no sólo adquieren todos los conocimientos necesarios en lenguaje JavaScript, desarrollo Front-End y UX, sino además se les asegura un acompañamiento psicológico durante el proceso, esencial para aquellas con tentación de claudicar. Laboratoria realiza un trabajo integral porque su meta es ambiciosa: convertirse en la principal fuente de talento tech femenino de América Latina para el mundo. Y tienen todo para lograrlo. Ya cuentan con más de 800 egresadas en cuatro sedes –Santiago, Lima, Ciudad de México y Guadalajara– y con una empleabilidad del 82% gracias a las casi 400 empresas que les han abierto sus puertas en toda la región. ¿Lo mejor de todo? La formación es gratuita, si bien cada alumna deberá pagar un porcentaje de su sueldo si es que es contratada una vez terminado el bootcamp.

La brecha de género es amplia en casi todas las áreas laborales del mundo, pero en la tecnológica es abrumadora, y una forma de disminuirla es apelar a la necesidad del mercado por más profesionales para suplir la demanda en la siguiente década. Laboratoria es un brillante emprendimiento social con visión de presente y futuro, que está aprovechando los desafíos de la contingencia para mejorar la vida de cientos de mujeres y que está triunfando en su lucha por posicionarlas al frente de la revolución tech.

¿Quieres ser una de ellas? La convocatoria para ser parte de la séptima generación de mujeres programadoras de Laboratoria ya está abierta y se cierra el 4 de noviembre. Entra a convocatoria.laboratoria.la, lee el paso a paso y llena el formulario. Avísale a alguna chica que pudiese interesarle. El futuro es femenino, lo será, pero primero hay que aprender a codear.

 

 

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente