Mi perfil
Regístrate con
- ó -
Recuperar contraseña
batman-superman-640x300_2

Batman v Superman: Agradezcan lo que tienen, ñoños

21-04-2015
Acérquense y siéntense junto al fuego que el abuelo Hermes les va a contar una historia. Puede que muchos de ustedes sean demasiado jóvenes para recordar épocas prehistóricas del pasado añoso de la longevidad vetusta, pero créanme cuando les digo que hubo un tiempo en que las películas ñoñas no salvaban a nadie. Hablo de

batman-superman-640x300_2

Acérquense y siéntense junto al fuego que el abuelo Hermes les va a contar una historia. Puede que muchos de ustedes sean demasiado jóvenes para recordar épocas prehistóricas del pasado añoso de la longevidad vetusta, pero créanme cuando les digo que hubo un tiempo en que las películas ñoñas no salvaban a nadie. Hablo de películas basadas en cómics, monitos, superhéroes, y esas cosas. Ustedes me entienden. Y sé que es difícil de imaginar, pero créanme: Se estrenaban películas de superhéroe muy a lo lejos y siempre resultaban ser pésimas, abominaciones contra todo lo que es santo, horribles. Daban pura vergüenza ajena y uno las iba a ver así piolita, sin que nadie supiera, comprando la entrada con una bufanda en la cara y después saliendo por la puerta de emergencia, con la cara roja y llorando lágrimas de sangre. Puede que esté exagerando un poco, pero ni tanto.

En esta época Batman tenía pezones por ejemplo. Y una tarjeta de crédito con fecha de expiración “Forever”, porque claro, el banco sabía que Batman era millonario, y el loco iba a subastas faranduleras mientras los delincuentes hacían lo que querían. En esta época también, la Ciudad Gótica era un set colorinche con esculturas gigantes donde todos los pandilleros tenían luces de neón en la ropa, y Batman estaba todo el día tratando de mover la cabeza con el cuello tieso, para decirle alguna tontera a Schwarzenegger y discutir con el Robin (de cuarenta años) porque sí. Batman y Robin se llamaba esa película, y aunque no lo crean fue una de las dos (2) películas de superhéroes que se estrenaron en los cines chilensis ese lejano año de 1997, Después de Cristo. ¿La segunda película estrenada? Spawn. Si no recuerdan esa película no se preocupen, ni el director se acuerda porque se auto indujo amnesia golpeándose la cabeza con un bate de béisbol.

movies_batman_and_robin_1

Por esos tiempos nos llegaba también “directo al VHS” (una tecnología de películas extinta) la película Steel, basada en un spin-off de Superman de la DC Cómics. En las revistas este loco era un personaje que decidía transformarse en superhéroe después de que Superman moría a manos del careviejo Doomsday en el cómic La muerte de Superman que se trataba de adivinen (spoiler) la muerte de Superman. “Ah pero qué bacán que hayan hecho esa película”, dirán ustedes, pero yo lamento informarles que el actor era el basquetbolista Shaquille O’Neil, que como actor es un excelente basquetbolista y como superhéroe es un excelente actor. Tanta fe les tenían a los ñoños en esa época, que la película eliminó completamente la conexión con Superman, y se dedicaba en cambio a poner chistecitos charchas que no salvaban a nadie, en una de las películas peor criticadas de ese año, y de todos los tiempos. Era tan mala esta película que el director de Spawn la vio y después se auto indujo amnesia golpeándose la cabeza con un bate de béisbol.

Pero volvamos a Batman y Robin. Aunque no lo crean esa abominación de película tenía una frase que a los ñoños nos emocionó, pese a lo mala que era la película. Cuando Robin (de cuarenta años) aparece en la baticueva y le dice a Batman (George Clooney) que quiere un auto, Batman lo mira y dice “Por eso Superman trabaja solo”, porque estos locos juran que están en un sitcom y que eso era lo que los ñoños queríamos ver. De todas maneras esa frase fue suficiente para que todos los ñoños en el cine aguantáramos la respiración por cinco segundos. Porque esto es lo que pasaba por nuestras cabezas:

“Momento, ¿dijo Superman? ¡¿Superman?! ¡¿Batman sabe que existe Superman?! ¡¿En este universo es un hecho conocido que un extraterrestre con poderes cayó al planeta Tierra y que se dedica a combatir el crimen bajo el nombre de Superman en la ciudad de Metrópolis?! ¡¿Superman podría volar a Gotham si quisiera?! OH MY GOD!”, etc. Ya entienden la idea.

Nonos01

Así de necesitados estábamos, cabros. Esa pura frase era capaz de dispararnos la imaginación y de calentarnos la sopa que ni se imaginan. La mera posibilidad de que existiesen en una misma película los personajes de Batman y Superman era suficiente para acelerarnos el corazón y mamarnos una de las peores películas de la historia del cine, en una sala de cine, habiendo pagado entrada. ¿Entienden lo que es eso? Esa era la película evento del año, lo que para todos hoy en día es un chiste, para el ñoño de antaño era su vida.

Pero no nos quedemos ni un solo segundo más en esta época maldita. Todo tiempo pasado no siempre fue mejor, y si les gustan las películas de superhéroes y las ñoñeces sepan que vivimos en la mejor época de toda la historia para tener estos gustos. Porque los nerds se vengaron finalmente, y hoy en día los de Hollywood nos aman y quieren vernos contentos y felices, comprando entradas anticipadas, figuritas, cómics, juegos y todo lo que sea que ellos pueden hacer y nosotros queremos tener. Ahora tienen todas las ganas de no repetir los errores que cometieron antes y están poniendo todos los millones de dólares en hacer películas para que las amemos, y si no me creen échenle una mirada a la cantidad de tráilers y anuncios filete que han salido últimamente. Vean esas películas tristes que se estrenaron en 1997 y luego comparen con las que se vienen este puro año: Avengers. Ant-Man. Fantastic Four. Todo mientras en la tele podemos ver a Flash, Arrow, Gotham, Daredevil, Agents of S.H.I.E.L.D., etc. ¿Y qué me dicen de otros estrenos ñoños como Jurassic World, Mad Max Fury Road o Star Wars? Están haciendo nuevas de X-Men. Una de Suicide Squad con un nuevo Joker. Y por supuesto, veremos por fin (el 2016) la película con la que soñamos cuando George Clooney tiró su tallita. Casi veinte años después, Batman y Superman van a aparecer juntos en una película.

Y a juzgar por el teaser que apareció hace poco, va a estar increíble. Miren:

[youtube_sc url=”https://www.youtube.com/watch?v=bNWz30g1aFE”]

Quiero pedirles disculpas anticipadas a todos los que han estado arrugando la nariz después de ver este teaser. A todos los que han alegado que Batman se ve muy guatón, o que todo es demasiado deprimente y serio. A todos los que reclaman por la voz de robot de Batman, y a todos los que basurean a Ben Affleck, Henry Cavill y el peliculasta Zack Snyder basándose en este pequeño adelanto. Les pido disculpas anticipadas a todos ellos porque estoy a punto de mandarlos al psiquiatra a que se hagan ver el cerebro y después el alma, preferentemente mediante examen doloroso. ¿En serio, cabros? ¿Están tan llenos de estrenos ñoños maestros que no pueden disfrutar lo que a mis ojos se ve como uno de los sucesos nerds más pulentosos que se nos vienen?

Quizás soy yo el que es demasiado optimista, o quizás estoy traumado porque no me olvido de esa época medieval de vergüenza ñoña, pero de verdad no puedo entender las quejas y/o la falta de entusiasmo. Esta cuestión se ve épica que te la encargo. Se nota que se va a remecer todo el planeta cuando Batman le aforre el primer combo a Superman. Y eso es lo primero que aplaudo, que Zack Snyder haya vuelto a la majestuosidad celestial de cámaras lentas alucinantes y texturas súper endiosadas de alto impacto cósmico (metáfora). El compadre usó ese estilo de peliculismo exagerado y épico hasta en la película de los búhos guerreros y no cuando hizo Man of Steel (gil). Yo soñaba con ver un Superman como el de este teaser: Como un dios, con la capa gigante al viento con el sol de fondo mientras los pobres mortales estiran las manos y se tiran de rodillas al suelo. Puede que tenga demasiada pena y que todo sea demasiado serio y negativo, pero… ¿Qué esperaban? ¿Un Superman como el de Christopher Reeve? ¿En serio? Porque eso fue justo lo que hizo el compadre de Superman Returns y me acuerdo que alegaban todavía más que ahora. ¿Qué otra cosa les molesta? ¿Que no sea como las películas Marvel, que no hayan planificado su universo como ellos, que no sean tan alegres y optimistas sus películas? ¿O les molesta que el Batman no se parezca al de las películas de Christopher Nolan? Todas estas son quejas que he leído por ahí, y tengo que hacerles esta pregunta: ¿En serio se entusiasmarían más si fuera una imitación de otras películas que ya hemos visto? No puedo estar de acuerdo con ustedes, cabros. Sorry.

On The Set Of "Batman v Superman: Dawn Of Justice"

Este Batman se ve increíble. Se ve distinto a lo que venimos viendo desde el 89 (traje de goma negro) y eso ya es suficiente para mí. Este loco es maceteado, temible, en su versión robot tiene los ojos blancos brillantes como en los cómics, y cuando está sin disfraz siendo Bruce Wayne tiene esa cara de pena enojada que tan bien le sale a Ben Affleck y que es la contraparte perfecta para el Superman sonriente niño bonito. El que Batman se parezca al guataca furioso del cómic The Dark Knight Returns me hace querer ir a comprar entradas al toque, y saben qué más, también me gusta que la opinión pública le dé la espalda a Superman. Los terrícolas somos pelmazos, nos indignamos por puras tonteras (vean Tuiter) y Superman es tan omnipotente que aplaudo que le hayan dado esa vuelta. La encuentro real, algo que pasaría hoy día. ¿Cómo hacer que el personaje más invencible de todos se vuelva interesante? Haciendo que la gente lo odie. Y tirándole encima a Batman. ¡Me anoto, loco! Me anoto todo el rato.

No sé si esta película va a ser buena. No sé si me va a gustar tanto como su Dark Knight o su Avengers, ponte tú. Pero el que puro exista ya me entusiasma caleta. Si algo aprendí de leer cómics es que estos personajes siempre existen dentro de sus propias historias. Cuando uno lee un cómic puede separar perfectamente lo que cuentan en esa historia en particular con todos los demás cómics que hemos leído antes (o que estamos leyendo al mismo tiempo incluso). A veces Batman pelea contra monstruos sobrenaturales, otras veces va al espacio, otras es un personaje secundario gracioso, en otras pelea contra Drácula. Y para los que nos gusta Batman todo eso está bacán. Nunca nos enojamos porque en un cómic no está dibujado exactamente igual que en el anterior, o porque el compadre está más deprimido o es más bueno para la acción. Eso es lo pulento de tener personajes así que llevan setenta años existiendo, y que seguro cumplirán setenta años más. Cada escritor, cada dibujante, cada artista aparece y le da su propia interpretación, que después otros van a dar vuelta en otras historias. ¿Por qué no podemos ver las películas así también? Dejen que Zack Snyder le dé su toque a Batman y a Superman. Las películas antiguas seguirán ahí después, aunque esta sea pésima. Y si es buena bacán, seguirán igual.

Lo que estoy tratando de decir, ñoños, es esto. ¡Alégrense! Están vivos en la mejor época posible para ser nerd. No lo arruinen.

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente